SVQ lounge

03 marzo, 2015

El día amaneció invierno
y la tardé mutó en primavera,
el mes de marzo te echó de menos
como si tú, siempre contigo
tormentas y lluvia trajeras.

Un caldo lebrijano
no hizo justicia a su etiqueta,
en ese salado y ancho lugar
donde el humo se hace cielo
en una terraza sin tomateras.

El atún no era de Barbate,
sino choquero, y a duras penas,
el arroz se fundió en calabaza
y pude beberlo en copa de vino
con una cerveza casi extranjera.

Dormí la siesta despierto
junto a un señor barbudo
y con una artista rapera,
e hice de Bertolt Brecht un mentiroso
porque yo allí imprescindible no era…

Guerrillero Urbano
A Sal Gorda, mi bar favorito de la ciudad
Terraza de la ville de Saint-Germain (August Macke)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *